Premio a la bodega del Restaurante Rekondo

Bodega restaurante Rekondo
Bodega Restaurante Rekondo

El Rekondo, ese reconocido restaurante situado en la subida del monte Igueldo, ha sido reconocido esta semana por la revista Wine Spectator con el premio a uno de los restaurantes con la mejor bodega del mundo. La revista cumple 30 años y quería celebrarlo dando 5 premios a las mejores cartas de vinos del mundo. Uno de esos premios ha recaído en este pequeño pero reconocido restaurante, compartiendo el premio con otros 3 restaurantes de Nueva York y uno de Nueva Jersey, teniendo el prestigioso honor de ser el único de los 5 que no a recaído en un restaurante de Estados Unidos.

Lourdes cuenta la forma curiosa en la que los inspectores de la revista evaluaron su bodega: En primavera remitieron su carta de vino a la revista. Allá por mayo una pareja se presentó en el restaurante y pidió un vino de la carta. Al ver que se lo traían la pareja sacó una lista de 10 vinos y preguntó si los tenían todos, a lo que el somelier respondió que si, claro. Una vez oída su respuesta se presentaron como inspectores de Wine Spectator y pidieron ver la bodega. El inspector, tras quedar asombrado por los prestigiosos vinos que allí había y tras ir 4 días a comer pidió al fotógrafo de la revista que sacara decenas de fotos al restaurante, sus platos y cómo no, su bodega.

Terraza del restaurante Rekondo
Terraza del restaurante Rekondo

A finales de mayo recibieron una llamada de la revista confirmándoles que les daban el premio e invitándoles a su recogida en Nueva York, en una fiesta que tendrá lugar este mes de octubre. Lourdes tiene claro que asistirá a la entrega del premio mientras que su padre Txomin no lo tiene muy claro tras afirmar graciosamente que él no “pinta nada” entre tanta gente con smoking y pajarita.

De sidrería a restaurante

Corría el año 1964 cuando Txomin, influenciado por su amigo Manolo Muga, decidió empezar a llevar vino a aquella sidrería que a diario se acercaba la gente caminando para tomar algo a medio camino entre Igueldo o Lourdes Txiki. Poco a poco fue llevando cada vez más vino convirtiendo lo que era una sidrería en un restaurante de prestigioso reconocimiento.

Actualmente la bodega cuenta con más de 2.500 referencias y más de 100.000 botellas repartidas en unos 300 metros cuadrados.

www.rekondo.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *